Trump estudia separar de sus familias a los niños que entren de ilegales a EU

La nueva política permitiría a las autoridades estadounidenses mantener bajo custodia a los padres mientras estos recurren su proceso de deportación o llevan a cabo una petición de asilo. Los hijos estarían bajo custodia de los servicios sociales mientras se les buscaría un pariente o una familia que quisiera acogerlos. “Los niños serían bien tratados mientras nos encargamos de sus padres”.